¿Piensas visitar la sagrada ciudad de los incas entre noviembre y abril? Sabemos que estás planeando tu visita al Cusco, pero no dejes que el clima sea un obstáculo y disfruta todos los beneficios de conocerla lejos de las multitudes. ¡En este blog te contamos lo que necesitas saber acerca de todo sobre la temporada de lluvias en el Cusco!

Cusco City | TreXperience

Clima en Cusco

Cusco es una de las regiones más grandes del Perú. Está ubicada al oriente del país y comprende zonas altoandinas, montañas y la ceja de selva tropical. Su capital tiene una elevación de 3400 metros sobre el nivel del mar.

El clima en Cusco está dividido en dos estaciones al año. Es principalmente frío y seco de mayo a diciembre, y lluvioso de enero hasta abril. Es importante señalar que posee más de 10 microclimas distribuidos en la región, y la temperatura promedio en la ciudad es de 12 °C, llegando a los 18 °C como máximo. La temperatura mínima, en cambio, puede llegar alrededor de los 4 °C.

Debido a su elevación y variada geografía, el clima varía durante todo el año, e incluso cambia durante el mismo día. Por eso, es recomendable conocerlo bien y así prepararte adecuadamente para tu visita.

Temporada seca en Cusco

En primer lugar, la famosa temporada seca, también conocida como estación de cosecha, está marcada por la ausencia de lluvias. Este periodo comprende de mayo a octubre y es el más popular entre los turistas. 

Durante la temporada seca los días son soleados y despejados con una sensación térmica templada, vientos y un marcado descenso de la temperatura durante la noche. De hecho, las noches durante estos meses pueden estar entre los 0 y 10 grados Celsius (32 - 50 grados Fahrenheit).

Considera que en algunas partes de la región; bosque nublado y bosque tropical, podrás encontrarte con algunos días lluviosos y mayor humedad incluso durante esta temporada.

Temporada lluviosa en Cusco

¡Vamos al tema principal de este blog! La época de lluvia en Cusco, va de noviembre a abril y se caracteriza por la presencia de lluvias en toda la región y el aumento de la humedad. Pero tranquilo, no es común que esté lluvioso todo el día. Puedes encontrarte con días y hasta semanas sin lluvia durante esta temporada. Además, la sensación térmica no varía mucho entre el día y la noche.

Sin embargo, durante este periodo, el clima se vuelve un poco más impredecible. Es habitual encontrarse con un cielo despejado y soleado en las mañanas y más tarde presenciar un aguacero nocturno.

¿Cuánto llueve en Cusco?

También es importante señalar que la sensación térmica depende de dónde te encuentres. En la ciudad del Cusco podrás sentir más frío, pero en el Valle Sagrado de los Incas y Machu Picchu encontrarás un clima templado todo el año.

Al finalizar la temporada de lluvias, se dan las heladas. Este es un fenómeno meteorológico que generalmente alcanza su máximo en los meses de mayo y junio, y se caracteriza por las noches frías y la sensación de frío en las zonas altoandinas de la región.

Todo sobre la temporada de lluvias en Cusco | TreXperience
Precipitaciones mensuales a lo largo del año en Cusco. Febrero es el mes más lluvioso.

¿Qué hacer en Cusco durante la temporada de lluvias?

Querido viajero, ya estás casi listo para partir rumbo a Cusco en temporada de lluvias y ¡no puedes perderte los siguientes lugares y actividades en tu visita!

1. Centro histórico de la ciudad: Comenzando cerca, en la ciudad del Cusco encontrarás el barrio tradicional de San Blas, la Plaza de Armas, el Qorikancha o templo del sol y una amplia oferta de restaurantes y bares para degustar lo mejor de la gastronomía local.

2. Disfruta de un tour a Machu Picchu diferente: Debido a su ubicación en la selva alta del Cusco, la temperatura en general es agradable todo el año. Sin embargo, en esta temporada podrás visitar esta maravilla con una atmósfera única, pues las lluvias suelen despejarse en algunos momentos durante el día y estará menos congestionada, lo que te permitirá disfrutarla de forma especial y obtener los mejores recuerdos en las fotografías de tu viaje.

3. Valle Sagrado de los Incas: Este circuito ofrece algunos de los mejores centros arqueológicos y turísticos de la región. Si estás buscando una experiencia mística, tradicional y sumamente gratificante, debes visitar las ruinas de Pisaq, Ollantaytambo, Maras,  Moray y mucho más.

4. Ferias y mercados artesanales: En la ciudad y sus alrededores, son imperdibles las visitas a los mercados tradicionales y a las ferias de productores locales. Allí encontrarás hermosas artesanías y productos hechos a mano, además de alimentos populares y comida peruana.

5. Museos: ¡Son infaltables durante tu viaje al Cusco! No puedes perderte la visita a los museos de la ciudad para aprender más sobre la riqueza histórica, cultural, arqueológica y artística de la región.

6. Espectáculos culturales: Cusco tiene mucho que mostrar en sus expresiones artísticas. La ciudad y sus alrededores están llenos de festivales y presentaciones de música y danza durante todo el año. Asegúrate de buscar aquellos que se desarrollan en espacios cerrados.

7. Navidad y año nuevo en Cusco: En diciembre se realizan las alegres celebraciones navideñas. No te pierdas de un paseo por las principales calles de la ciudad, adornadas por las celebraciones en un contraste de color y atmósfera decembrina. En la víspera de navidad, la plaza principal reúne a los artesanos de la ciudad en la tradicional “Feria del Santurantikuy”. Por su parte, el año nuevo también es una gran celebración que se da en la Plaza de Armas, al ritmo de música y buenos deseos.

Carnaval in Cusco | TreXperience
Los carnavales se celebran en febrero

Ventajas de la temporada de lluvias

La temporada de lluvias tiene un encanto único entre los visitantes que disfrutan de los paisajes verdes y los que buscan atractivos turísticos con menos visitantes.

  1. Experiencia turística diferente: Debido a la menor cantidad de turistas, los visitantes que llegan durante esta temporada pueden disfrutar de una visita íntima y tranquila a los atractivos turísticos de la región. Durante esos meses, los lugares suelen ser menos concurridos, permitiendo mayor tiempo y disfrute de las actividades que Cusco ofrece. Por ejemplo, una visita al santuario histórico de Machu Picchu puede generar un recuerdo más memorable.
  2. Hermosos paisajes: La temporada de lluvias es popular entre los visitantes que disfrutan de las vistas a las montañas y los valles, pues en esta época del año la lluvia contribuye a incrementar los colores de la vegetación en los paisajes cercanos, siendo la mejor época para disfrutar de la naturaleza más verde que nunca.
  3. Aventura: si buscas algo retador, esta temporada te permite realizar expediciones más interesantes, pues los recorridos y caminos de senderismo o tours convencionales encuentran nuevos desafíos, lo que puede convertirse en recuerdos más gratificantes para los visitantes más aventureros.
  4. Flora y fauna: La lluvia propicia la floración y crecimiento de vegetación, lo que enriquece la producción local de frutas exóticas y flores que puedes encontrar en esta época. Por su parte, la variedad de animales que suele encontrarse en la época es muy atractiva para los que aprecian los viajes de naturaleza.
  5. Ahorro: Este es uno de los puntos más importantes a considerar si estás planeando un viaje durante esta temporada. Debido a la baja demanda, los servicios de hoteles, restaurantes y algunos tours bajan sus precios y ofrecen descuentos. Esta es una gran ventaja si eres un viajero que prefiere no descuidar su presupuesto.
  6. Cultura: Uno de los mayores atractivos del Cusco es su riqueza cultural, con gran cantidad de eventos y tradiciones importantes durante todo el año. En la temporada de lluvias, no te puedes perder de las pascuas, navidad, año nuevo y los divertidos carnavales.
  7. Fotografía: No cabe duda que es entre noviembre a abril, que podrás encontrar las mejores vistas de la ciudad y sus alrededores. Déjate sorprender por las impresionantes fotografías de los paisajes que puedes tomar, los atardeceres con arcoíris del centro de la ciudad, y las atmosféricas sombras que resaltan lo vibrante de la ciudad. Sin duda, es una oportunidad imperdible para aquellos que disfrutan de las caminatas fotográficas.
Niebla en Machu Picchu | TreXperience
Vista de Machu Picchu en un día nublado
Ciudad del Cusco
El centro de la ciudad del Cusco justo antes de una tormenta

Desventajas de la temporada de lluvias

Es importante no dejar pasar algunos desafíos que la temporada de lluvias podría representar, y planear con antelación para asegurar así, la mejor experiencia.

  1. Aumento de las precipitaciones: debido a la lluvia, las precipitaciones pueden ser intensas y persistentes, especialmente durante enero y febrero. Además, hay bastante lodo, lo que dificulta las actividades al aire libre.
  2. Posibles perturbaciones: Las lluvias intensas pueden alterar los planes de viaje. Es más probable que ocurran deslizamientos, accidentes, inundaciones o encontrar caminos intransitables que afectan al transporte para determinadas zonas.
  3. Mal de altura: Debido al frío y humedad, es más común que los viajeros sufran del llamado mal de altura. Para ello, será esencial aclimatarse adecuadamente y pasar unos días en la ciudad antes de aventurarse a rutas más lejanas.
  4. Poca visibilidad: La niebla y los cielos encapotados podrían empañar las vistas panorámicas de las montañas y paisajes momentos antes o justo después de una fuerte lluvia.
  5. Limitaciones en actividades al aire libre: Hay algunas actividades que pueden verse afectadas por la lluvia; en su mayoría los deportes de aventura, algunas rutas de senderismo, camping y otros atractivos turísticos que dependen del buen clima. Considera que durante febrero, la ruta del Camino inca y otras están cerradas por ser el mes más lluvioso.

¿Cómo prepararse para la temporada de lluvias?

Si deseas visitar Cusco durante estos meses, no olvides traer ropa que puedas utilizar en capas durante el día. También te recomendamos empacar ropa impermeable, un buen poncho de lluvia, una chaqueta abrigadora, un cortavientos, así como bandanas para cubrirte el cuello y un sombrero para los momentos de sol.

¡No olvides los artículos personales! Siempre lleva bloqueador solar, protector de labios, lentes de sol, paraguas y zapatos cómodos y de secado rápido.

 

No cabe duda, este es un destino increíble sin importar la temporada del año y la estación de lluvias en Cusco no es un impedimento para disfrutar de todas sus maravillas. Viajero, ahora ya conoces todo sobre la temporada de lluvias en Cusco. ¡No te pierdas de una experiencia increíble! Si te gustó nuestro contenido, no te olvides de dejar un comentario.


Te recomendamos:

Añadir nuevo comentario